El primer portal de Venezolanos en el Exterior fundado en el año 2007. No apoyes a los oportunistas ladrones de información. Fuimos los pioneros y trabajamos arduamente para facilitarte el no estar en tu país y lo continuaremos haciendo.

martes, 7 de octubre de 2008

José Luis Rodríguez "¿Retirarme?¡Jamás!"


Publicado por: ESTAMPAS

Sus 40 años de carrera como solista lo traerán a Venezuela el 24 de octubre para dar un concierto sinfónico en el Teatro TeresaCarreño. A propósito de su visita, Estampas conversó con "El Puma" sobre su vida en tarima, la madurez, la política y hasta el inevitable tema de Lila Morillo
Por Efraín Castillo

"Voy a conquistarte, como lo hice un día", dice una de sus más recordadas canciones y eso es lo que viene dispuesto a hacer. Tenía 20 años sin presentarse en Venezuela a lo grande ("es la segunda vez en mi carrera que haré un concierto sinfónico") y promete un reencuentro nostálgico y caluroso con el público que lo vio nacer y que se enamoró con su voz y sus canciones. Más de 90 músicos en escena y la participación de invitados especiales como Oscar D'León forman parte del menú que tiene preparado el caraqueño que se inició en el grupo Los Zeppis a principios de los sesenta, despegó musicalmente en 1963 en la Billo's Caracas Boys y grabó su primer álbum en solitario en 1968, hace justo cuarenta años. "Será un recorrido desde mi época de bolerista en la Billo's, pasando por mis éxitos como solista, mezclado con mariachi, piezas de Los Panchos y música criolla". Pese a que son ya dos décadas alejado de los escenarios venezolanos, Rodríguez prefiere no formarse expectativas respecto al recibimiento que tendrá del público local. "La verdad, no espero nada. Sólo vengo a dar lo que he sembrado durante todos estos años… Simplemente se trata de volver a la patria a decir: 'Aquí estoy, vengo de recorrer parte del mundo y ésta es mi historia musical'. La gente que vaya al concierto, estoy seguro, tiene bonitos recuerdos e irá a compartirlos. Dios quiera podamos pasar juntos un rato agradable".

TODO UN "PAVO REAL "
La conversación telefónica con José Luis Rodríguez transcurre apresurada, pero cordial. "Dispara, hermano", es lo primero que suelta al inicio de la entrevista, en alusión a la batería de preguntas dispuestas. Sin embargo, sus respuestas discurren con el tono señorial y reposado que lo ha caracterizado en todas sus facetas artísticas.

El país lo conoció gracias a Billo Frómeta, ¿qué conserva de esa época?
"Tengo un recuerdo hermoso de Billo, porque confió en mí y me dio una gran oportunidad. Después de que se disolvió el quinteto Los Zeppis, fui con temor y temblor a su casa a hacer una audición, luego de la cual me dijo: 'Está bien, estás contratado. Vas a ganar 3.500 bolívares al mes y 500 bolívares por canción'. Fui corriendo a casa de mi mamá y le dije: '¡Vieja, coronamos!' (risas). El asunto no fue nada fácil, sobre todo al principio, porque yo llegué para suplantar a Felipe Pirela y sentía mucha presión. De hecho, algunas personas se ponían frente a la orquesta, me veían y decían: 'no, qué va, no camina, brother'. Sin embargo, insistimos y al final la gente me aceptó como bolerista".

Pero no fue con el bolero sino con la balada con la que José Luis Rodríguez se hizo popular dentro y fuera de Venezuela. Después de varios discos en solitario y de su participación en varias telenovelas, a fines de los setenta grabó Voy a perder la cabeza por tu amor, tema del compositor español Manuel Alejandro que lo catapultó fuera de las fronteras patrias. El resto es historia. En 1980 llega la famosa Pavo Real, canción tradicional venezolana adaptada al ritmo "disco", con la que no sólo empezaría a conquistar a las féminas por su voz aterciopelada y sus melodías románticas, sino por sus movimientos corporales.

Usted fue un ídolo de juventudes. ¿Añora algo de aquellos tiempos?
"¿Añorar? Para nada. El éxito es presente, no es pasado. Y yo no vivo en el pasado".

¿Todavía se siente exitoso?
"Me siento exitoso, no paro de viajar, y lo que me sorprende es que muchos jóvenes siguen identificándose con El Puma. Hay nuevas generaciones que están yendo a mis shows, que están descubriendo mi música".

¿Cómo ve su carrera después de tanto tiempo en los escenarios?
"Con madurez, sin dejar de pensar que el escenario es un trampolín para transmitir lo de siempre: amor, fe, esperanza, cariño, optimismo, alegría, porque uno es simplemente un resorte propulsor de emociones".

Y ¿cómo ve la vida, ahora que ya no es un muchachito?
"Cheverísimo (risas). Hasta ahora bien. Hay cosas que no haría de nuevo (y no te las voy a contar), pero que ya se hicieron y con las que hay que seguir adelante. Hay que recibir los años como vienen, pero con dignidad. Yo me siento orgulloso porque cada etapa la he disfrutado y la sigo disfrutando intensamente".

¿En qué etapa de la vida se siente?
"Ésa es una pregunta muy difícil. Pero si quieres puedes decir que estoy en la etapa de mantenimiento (risas)".

Con el tema Pavo Real José Luis Rodríguez demostró que lo suyo no era solamente la balada romántica
¿Y qué hace José Luis Rodríguez para mantenerse?
"Soy bien zanahoria. No cambiar de cama, de habitación, de reuniones, de horarios. Es un tanto complicado, pero se puede".

¿Y para mantenerse vigente?
"Trabajar. Cuando se está en esta profesión, el que deja de hacer desaparece en la mente de la gente. Si bajas la guardia, empiezan a borrarte. Por eso siempre estoy trabajando en todo. En comerciales, en series, en novelas, en la animación de programas. Hay José Luis hasta en la sopa".

De hecho, a sus 65 años, José Luis Rodríguez sigue haciendo de todo. Ya cuenta con más de 40 discos grabados, su talento como actor lo ha llevado a protagonizar telenovelas, películas, comerciales de televisión y, además, ha desarrollado carrera como animador. "Yo no me quejo de la vida. Lo que he hecho en el espectáculo es lo que me gusta".

CHÉVERE QUE CHÉVERE . ¡AU, AU!
Aunque movió el cuerpo al ritmo del Pavo Real e incorporó en sus discos canciones tropicales como La Fiesta, la historia de José Luis Rodríguez está vinculada a la música romántica. Perdidos en París, Atrévete, Un toque de locura o Te propongo separarnos han formado parte de las historias de amor de millones de personas y han sido cantadas por él.

Artistas como Luis Miguel están recurriendo a autores como Manuel Alejandro, 30 años después de que usted cantó sus composiciones. ¿Qué piensa de eso?
"Yo tengo dos compositores predilectos: Manuel Alejandro y José María Purón, el autor de Agárrense de las manos, un himno en mi carrera. En mi repertorio hay más de 40 canciones de Manuel y más de 50 de Purón. Manuel Alejandro es uno de los poetas grandes de la música hispana. No hace parches, hace canciones a la medida. Yo me encontré una vez con Luis Miguel en Miami y le dije: deberías grabar un disco con él. Eso fue hace como tres años. Cuando me enteré de la noticia del disco, me contenté muchísimo".

¿La balada está en crisis frente a ritmos como el reggaetón?
"Para nada. Sería como decir que el amor está en crisis. El amor no está en crisis, nunca ha estado en crisis. ¿Por qué existe Disney?, porque siempre habrá niños. ¿Por qué existe el amor?, porque siempre que nazca un ser humano estará impregnado de amor. La balada, el bolero, todo lo romántico nunca dejarán de ser. Los ritmos van y vienen y se olvidan. Lo romántico perdura".

¿Cómo ve el mundo artístico de hoy?
"Dinámico, ágil, hay otro tipo de competencia, otros medios y mucha gente que tiene gran valía".

¿Qué le hubiese gustado tener de la industria de hoy para abrirse camino?
"Uff. Internet, la masificación de los shows, la comunicación avanzada. Pero ya pasó. Lo que tengo y disfruto es el hoy".

¿Tiene algo que aportar a las nuevas generaciones artísticas?
"No, para nada. Yo no soy un dechado de virtudes ni soy quien para decirle a los demás: 'síganme, para que encuentren el camino'. Cada quien tiene su propio karma, su propia deuda, su propia vida. Yo no soy un transmisor de experiencias. Si la gente cree que puede ver algo en mí, pues que lo tome. Mi carrera es un libro abierto".

¿Quién le llama la atención del mundo musical venezolano?
"Cometería un error si dijera una opinión. Estoy un poco desconectado de la realidad venezolana".

¿Cuál cree que es su lugar en la historia musical del país?
"Eso debe decirlo el público. Nadie es eterno ni yo hago las cosas para que los demás digan 'Ahí está José Luis' o para que no me olviden. Eso sería una forma brutal de egoísmo".

¿Siente que es un icono de la cultura popular venezolana?
"No, vale. Yo no ando diciendo por ahí: 'mira, yo soy un icono'. Eso lo dice Perales: (y canta) i-co-no es él…. (risas)".

¿Ha pensado en el retiro?
"¿Retiro? ¡Jamás! No hombre, ¿cuál retiro? Si Dios me permite y me da fuerzas, le seguiré dando. El que tiene condiciones para hacer todo lo que yo hago, tiene que seguir haciéndolo".

¿Qué le falta por hacer?
"No te lo puedo decir".

¿Y por qué?
"Porque no puedo. No insistas, hermano".

En todo caso.¿Le falta mucho?
"Un pelo".

efcastillo@eluniversal.com

Algunos hitos
• Comenzó a principios de los sesenta apadrinado por Chelique Sarabia, luego de lo cual conforma el quinteto Los Zeppis.

• En 1963, Billo Frómeta lo acepta en su orquesta para sustituir a Felipe Pirela, reconocido bolerista.

• En 1966 se casa con Lila Morillo, de quien se divorcia 20 años después. Su separación fue transmitida por los noticieros.

• En 1973 protagoniza la telenovela Una muchacha llamada Milagros, en la que interpreta a un joven apodado "El Puma". A partir de entonces adopta ese sobrenombre.

• A finales de los setenta graba Voy a perder la cabeza por tu amor, del compositor español Manuel Alejandro, con la cual comienza su carrera internacional.

• En 1980 hace delirar a las mujeres con su versión disco de la canción venezolana Pavo Real. Sus movimientos de cadera fueron criticados por algunos por ser demasiado "sugerentes" para la época.

• En 1992 graba por primera vez un dúo con Julio Iglesias, quien se decía era su rival. La canción (Torero) fue incluida en el álbum Piel de hombre. La modelo del videoclip fue Irene Saéz.

• En 1997 graba con Los Panchos un disco de boleros (Inolvidable). El álbum se vuelve tan exitoso que graba dos nuevas ediciones, en 1999 y 2001.

• En www.elpuma.com, Rodríguez ofrece medallas en oro y plata con sus iniciales, por precios desde 139 hasta 239 dólares.

• Acaba de encarnar a un vampiro en la miniserie de TV Gabriel, transmitida en Miami, protagonizada por Chayanne.

A quemarropa: Lila y otros asuntos

¿Qué música escucha?
"Clásica".

¿Algún disco que quisiera grabar y no ha podido?
"Estoy preparando uno de música venezolana".

¿Alguien con quien le gustaría cantar?
"Roberto Carlos".

¿Su canción preferida?
"Dueño de nada. Porque eso soy yo, dueño de nada".

¿La melena de El Puma hasta la sepultura?
"Hasta que Dios me la tenga ahí. Yo no me quejo. ¿Tú te imaginas al Puma calvo? Sería terrible"
.
Si pudiera, ¿cuál deseo pediría?
"Desdoblamiento, viajes astrales, telepatía, clarividencia, levitación".

¿Su mayor temor?
"El dolor físico".

¿Qué cambiaría de su pasado?
"No te lo puedo decir".

¿Algún error que no se perdone?
"Ya yo me perdoné hace rato. Si me perdonó Dios, quién soy yo para no hacerlo. Yo no ando con sentimiento de culpa. Eso sería terrible".

¿Qué piensa de la situación política del país?
"Nada. Mi vida es cantar para toda la gente y es lo que he hecho en todos los países".

¿Deja de lado lo que hizo en el pasado, promover candidatos presidenciales? (acompañó a Carlos Andrés Pérez en 1988)"Ya no más. Si me contratan para un show, voy y canto, pero eso no quiere decir que esté identificado con esa tolda política".

¿Siente que eso fue un error?
"No. Todo tiene su momento".

¿Qué piensa de lo que han logrado sus hijas?
"Génesis va por su tercera novela. Lilibeth es una excelente actriz, Liliana también, pero les falta mucho por explotar".

¿Ha pensado grabar algo con ellas?
"No, nunca se ha planteado".

¿Cómo ve que lo sigan asociando con Lila Morillo, tras más de 20 años de divorcio?
"Eso es problema de la gente. Ya yo pasé esa página hace raaato".

¿Le molesta? ¿Le incomoda?
"No, no. Me da igual".

¿Mantiene contacto con Lila?
"No".

¿Quisiera verla en su concierto?
"No (y suelta una carcajada). Ya te metiste en lo profundo. Ibas bien".

"Ése es mi amigo El Puma"
En Youtube circulan tres comerciales de TV de una marca de chicle, en los que José Luis Rodríguez ayuda a los jóvenes a despertar sus habilidades conquistadoras con las féminas, cual "ángel de la seducción". "Ese es mi amigo El Puma, dueño del corazón" canta José Luis mientras vuela por los aires en un parque, emerge de una tumba o toca la pandereta detrás una bañera. "Libera el Puma que hay en ti", es la frase con la que remata el propio cantante, junto con un gruñido de fiera frente a la cámara. "Qué pena verlo haciendo el ridículo", "es genial", "mi mamá casi entra en coma profundo de la impresión" son tres de los comentarios colocados por los propios usuarios que visitan la página. Para Rodríguez, el trabajo, simplemente, fue "fabuloso". "Me llamó por teléfono el creativo del comercial y le dije: 'pero ¿tú sabes quién soy yo?', y enseguida me respondió: 'sí, El Puma'. 'Y ¿tú quieres que yo haga un comercial de chicle?'. 'Sí, queremos que seas tú'. Le pedí que me mandara el guión. Lo vi, me gustó y ya está".

¿Se divirtió con el comercial?
"Muchísimo. Y es más, acá en Estados Unidos los chamos me paran en la calle y me dicen: 'mira al Puma, el del chicle'. Ya soy reconocido por cinco generaciones (risas)".

¿Qué piensa de las críticas que hablan de su ridiculización?
"No me importan. A mí la opinión que me interesa es la que Dios tenga de mí. Ésa es la única válida".

Coordenadas
José Luis Rodríguez Sinfónico
Lugar: Teatro Teresa Carreño
Día: 24 de octubre de 2008. Hora: 8:00 pm
Boletos desde 220 bolívares
Teléfono: (0212) 794.0093 www.onlyticket.net

EL FAMOSO COMERCIAL...